14 jul. 2010

Entrevista al Presidente de la UCIDE, y Secretario General de la Comisión Islámica en España, Riay Tatary.


Madrid,13-07-2010,islamedia,Por Laila Rattab.
"Desde la Unión podemos trabajar con el Estado para obtener derechos, pero los musulmanes deben solicitarlos también"

Pregunta. Introdúzcanos a la UCIDE.
Respuesta. Muy brevemente, la UCIDE se creó en 1980, casi a la vez que se promulgaba la nueva ley de libertad religiosa tras la Constitución española del 1978. Hemos sincronizado la estructura de la Unión con la del Estado, por autonomías. Existe junto a esto, un nivel de acción central, que firmó los acuerdos con el Estado, y también un nivel local.
P. Acerca de la enseñanza del Islam en los centros escolares, ¿cuándo cree que los niños musulmanes puedan acceder a ésta?
R. Tenemos profesores formados en todas partes, para conseguir el propósito trabajamos en distintas direcciones; en la de concienciar a la comunidad para que los padres soliciten educación islámica en los centros. Hacerles ver que es su derecho. Esto incumbe también al Imam. La administración ha atendido satisfactoriamente nuestra demanda, y nos ocupamos de la formación del profesorado, así como de la elaboración del material didáctico. Salió el primer libro de texto de educación islámica y estamos editando los siguientes niveles, hasta sextoP. ¿Cuál es el plan de formación del profesorado?R. Se tienen en cuenta aspectos pedagógicos, que atienden a las dificultades de los niños de aquí. Teniendo en cuenta que la materia se imparte en castellano, el profesor ha de hablarlo a la perfección. También los profesores han de tener un nivel de formación mínimo de diplomado. Nosotros nos encargamos de la formación en conocimientos islámicos.P. ¿Qué posibilidades hay de crear una universidad de estudios islámicos española?R. Llevamos tras esta propuesta 15 años. La ley actual lo hace factible, sólo falta el real decreto. El proyecto está presentado desde hace tiempo, queremos lograrlo.P. ¿Y qué hay de los colegios islámicos?R. Es difícil. Serían privados, y aunque cuentan con el apoyo de la administración, la financiación sería difícil de cubrir. La comunidad está dispersa y no todos tienen posibilidad y medios de movilidad. Normalmente acuden a los centros más cercanos. Tampoco todos pueden costeárselo. En un futuro sería más probable, nos gustaría. Legalmente es posible.P. ¿Qué puede decir ante los malentendidos que surgen en distintas instituciones como en los colegios y comisarias con las mujeres y jóvenes que llevan Hiyab?R. Estas cuestiones perturban la convivencia. Los musulmanes no deben ceder en estas situaciones, sino intentar defender lo que la ley ampara. Desde la UCIDE tenemos acceso directo a las autoridades, ante estos problemas se puede acudir a nosotros, y desde aquí conciliamos la solución. Los musulmanes han de saber que la ley les protege en todos estos casos que me describe.P. Vemos campañas de comunicación como una reciente iniciativa de la embajada de Rumania, para mejorar la imagen de su colectivo en España. ¿Cree que este tipo de iniciativas son adaptables a la comunidad musulmana?R. No. Queremos darnos a conocer, es lo mejor. Pero no a través de campañas, sino con cosas sencillas, éstas suelen llegar más. En el día a día, acercándose. Dialogando es como se conoce a otros, eso es más mágico.P. ¿A qué se debe la escasa representación femenina en la estructura de la UCIDE?R. Los hombres han estado en este ámbito antes. Y es por su experiencia, no por otra cosa, por lo que tiene más presencia. Las mujeres tienen que hacerse oír, preparase, nadie mejor que ellas pueden hablar de sí mismas, de sus necesidades y exigencias. Son las nuevas generaciones las que van encaminadas a ello.P. ¿Qué relación tiene la UCIDE con el resto de comunidades islámicas, tanto las federadas bajo la FEERI como las independientes? ¿Qué hay de cierto en las supuestas diferencias entre ambas federaciones?R. Creemos que la situación y la naturaleza de los musulmanes en España no pueden ser de división, ni debe estar influenciada desde fuera. Nuestro proyecto es común, sin connotaciones étnicas, nacionales o de corrientes de pensamiento. En lo estrictamente personal cada uno puede tener su ideología paralela. Pero en la Comisión se trabaja por el Islam desde la perspectiva puramente religiosa, el fin sólo puede ser ese. Las divisiones no sirven, y hacen perder un tiempo preciado. No tenemos ningún conflicto con las demás instituciones. Hemos tomado iniciativas por el bien común, porque no podemos parar y esperar que el resto se ponga de acuerdo. Lo que desde la UCIDE se consigue, es para todos los musulmanes. Deberíamos poseer una sola voz.P. ¿A qué se debe el hecho de que los representantes de la comunidad musulmana siguen siendo los mismos desde la constitución de las instituciones que gestionan?R. Se debe a que no hay quien se dedique a ello. No hay vocación entre los jóvenes, siento decirlo. Hace falta sacrificio y no todos están dispuestos. Ahora están empezando a involucrarse los jóvenes, queremos iniciarles y que se produzca poco a poco un cambio generacional, ver nuevas tendencias.P. ¿Qué le parece la política española respecto a las minorías de los últimos años?R. Necesita ser más trabajada. Se realiza mucho esfuerzo desde la Unión ante las autoridades. Los trabajos que hacemos son rigurosos, y se toman muy en consideración por la administración, porque responden a las nuevas exigencias reales.P. Los universitarios musulmanes están necesitados, por ejemplo, de salas de oración, ¿Qué les puede decir?R. Desde la Unión animamos a la creación de asociaciones de estudiantes musulmanes, para facilitar que esas solicitudes sean atendidas debidamente. También desde otras asociaciones universitarias se puede llegar a los decanos o rectores, con más eficacia. Los estudiantes musulmanes que alzan estás peticiones no lo hacen por capricho, sino, son necesidades emergentes. Desde la Unión podemos luchar ante el Estado para obtener derechos, pero los musulmanes deben solicitarlos también. Las universidades Complutense y Autónoma de Madrid, por ejemplo, tienen una buena relación con nosotros. Estamos calando poco a poco.P. Por último, ¿nos adelanta algún proyecto futuro que se traigan entre manos para la comunidad musulmana?R. No (risas). No, porque trabajamos en silencio, cuando algo esté cuajado es cuando merece ser anunciado.

No hay comentarios: