5 oct. 2009

Valle del Alagón, un territorio repleto de monumentos almohades, árabes y prehistórico dolménico

La Mancomunidad Valle del Alagón, lleva a cabo una serie de programas y redes turístico-patrimoniales encaminadas a la puesta en valor, conservación y promoción turística del Patrimonio Cultural y Natural.
05/10/2009 -Región Digital
Tras haber finalizado el Plan de Dinamización Turística de Coria (2006-2006), desde el Consistorio Local se están llevando a cabo una serie de programas y redes turístico-patrimoniales encaminadas a la potenciación del turismo. Uno de los casos más importantes es el de la ciudad de Coria con diversos programas con un amplio número de actividades como la Red de Ciudades y Villas Medievales o Red de Ciudades Catedralicias.
Desde el punto de vista del Patrimonio Cultural, sin duda alguna la localidad que acapara una mayor riqueza dentro del Patrimonio Histórico-Artístico de la Comarca del Valle del Alagón es la Ciudad de Coria, declarada Bien de Interés Cultural con categoría de Conjunto Histórico.
A ella se unen, por la riqueza de algunos de sus monumentos: Galisteo con su Muralla Almohade, Portezuelo con su Castillo de origen Árabe, Montehermoso por su legado Prehistórico Dolménico, así como el resto de poblaciones nutridas de Iglesias, Ermitas y su rancia Arquitectura Popular.
Interesante es, de igual modo, el rico Patrimonio Etnográfico representado por la interesante cocina gastronómica, la artesanía aún vigente en localidades como: Ceclavín (cerámica enchinada), Torrejoncillo (barro, calzado, telares y pañuelos de gajo) o Montehermoso (gorros y campanas), etc., y la no menos que ancestral cultura folklórica donde destacan festividades declaradas de interés turístico como: Las Carantoñas de Ceclavín, Los Negritos de Montehermoso, Los Toros de San Juan de Coria y La Encamisá de Torrejoncillo.
Mientras que por lo que respecta al Patrimonio Natural, el Valle del Alagón se convierte en un espacio privilegiado constituido por fértiles campos agrícolas de vega, productivos terrenos de dehesas y fecundos bosques de ribera que tapizan las orillas del río Alagón: arteria fluvial que da nombre y vida económica a este enclave del norte de Extremadura que atesora interesantes recursos faunísticos destacando sobre manera, su prolífera avifauna como la existente de aves rapaces en el importante Espacio Natural Protegido de ZEPA de los Canchos de Ramiro.
La Mancomunidad lleva a cabo diversas campañas turísticas y todo ello remite en un gran número de visitas a lo largo del año, algo que se acentúa durante el puente de septiembre con la festividad de la Comunidad Autónoma de Extremadura, circunstancia que atrae a un buen número de turistas.
Otro de los momentos en los que el Valle de Alagón acoge a una gran cantidad de turistas es durante el puente del Pilar, ya que las vacaciones de verano han quedado ya hace tiempo atrás y la masa turistas siente el deseo de desconectar unos días de la vida cotidiana.
Turismo de calidad
José Manuel Bueno Calle, Técnico de Patrimonio y Turismo Cultural del Ayuntamiento de Coria asegura que los turistas que posponen sus vacaciones para los meses de otoño e invierno, se circunscriben al ámbito del turismo cultural de interior por lo que representa en cuanto al enriquecimiento personal. Esto entra a formar parte del denominado turismo de calidad constituido por grupos de parejas que, con un cierto grado de nivel adquisitivo, no poseen a su cargo menores de edad necesitados de un apoyo y cuidado familiar continuado. Esto hace que los meses de invierno también constituyan un momento apropiado para visitar la Mancomunidad Valle del Alagón.
El Valle del Alagón representa para aquellos viajeros que visiten sus tierras una percepción del medio natural a través de los sentidos gracias a sus evocadores paisajes donde la propia Naturaleza se presenta en diversas unidades ambientales configuradas por suaves montes que arropan a este alargado valle de rica vegetación de ribera dominado por campos agrícolas y terrenos adehesados sobre los que se erigen numerosos pueblos tranquilos y acogedores de eminente carácter rural, donde el tiempo transcurre sin agobios.

No hay comentarios: