22 jun. 2014

La mezquita de Badajoz se suma al Milenio con una jornada de convivencia vecinal

Badajoz, 18/06/2014- Hoy.es - A.G

Foto: hoy.e /jose-vicente-arnelas

La comunidad musulmana de la ciudad se prepara para el Ramadán. A partir del 28 de junio inicia su mes de ayuno y antes de la fiesta grande, la mezquita del Gurugú abre sus puertas a todos los vecinos de la ciudad.

Ayer por la tarde acogió a un centenar de invitados donde Adel Najjar, el imán de Badajoz, ofreció té y pasteles tradicionales a los asistentes. El imán lleva ya cuatro años organizando un día de apertura para que representantes políticos, vecinales y de las distintas asociaciones locales conozcan su labor. En esta ocasión, la visita toma más protagonismo por la conmemoración del Milenio del reinado de Badajoz.


Adel Najjar ha querido sumarse a la efeméride. «Los vecinos de Badajoz están muy orgullosos de su pasado musulmán y nosotros lo celebramos y decimos que también lo debemos estar por la aportación presente y futura», dice.

Foto: hoy.e /jose-vicente-arnelas
 
La mezquita recibió hace tres años un premio nacional del Ministerio de Justicia por su capacidad para promover la integración de los fieles en la vida diaria de Badajoz. La mezquita no se limita al culto religioso, también participa en el proceso comunitario de El Progreso, en todas las actividades del barrio y colabora con el resto de asociaciones de la Margen Derecha. Igualmente recibe visitas de colegios e institutos y el propio imán imparte conferencias por los centros a los jóvenes.

Adel Najjar lleva años pidiendo a las autoridades regionales y locales que autoricen un cementerio musulmán en la ciudad. En España ya hay más de una veintena y Extremadura es la única comunidad que todavía no ha autorizado un punto de enterramiento en la tierra.

                                                    Foto: hoy.e /jose-vicente-arnelas
 
A falta de esta autorización, los musulmanes de la ciudad llevan a sus familiares cuando fallecen a Madrid o Andalucía, donde están los más cercanos. El último caso, cuenta Adel Najjar, fue hace pocos meses con el fallecimiento de un vecino de Almendral.

No hay comentarios: